7 meses de embrazo

28 + 2 : Ya estamos entrando en la recta final de mi segundo embarazo, y de verdad que se me esta haciendo eterno…

En el primero, mi “única” preocupación era cuidar de mi misma para que así todo fuera lo mejor posible. En cambio ahora, no. Sé que me tengo que cuidar, para que el chiquitín crezca sanote, pero la peque sigue demandando muchos cuidados a sus dos años, y si le sumamos el trabajo… Estoy deseando cumplir ya las 40 semanas y tener a mi bebé en mis brazos.

A parte de la carga familiar que tengo ahora, en este embarazo los síntomas se han acusado bastante.

Y es que durante el primer trimestre, tuve muchísimas nauseas, me daba mucho asco la comida (cosa que ahora no me pasa, todo lo contrario), y entre el cansancio que ya da de por sí un primer trimestre y lo que ya sabéis, andaba en busca de una cama y un sofá a cada momento.

Durante el segundo trimestre, he estado perfecta ( se me quitaron las nauseas sobre los 4 meses de embarazo), pero entrando en el sexto mes, se me ha venido el mundo encima, y es que me ha salido un barrigón que pa’ que, han empezado las molestias en la espalda, el agotamiento se ha apoderado de mí,que también es debido a la anemia del embarazo, o eso me dicen, pero a pesar de medicarme para ello, el cansancio está ahí.

la foto 1

Y para colmo, en mi última visita al ginecólogo, me anuncia que estoy cogiendo demasiado peso, ya se que no hay que ser médico para ver esto, pero vaya jarrón de agua fría me ha echado encima, así que me han mandado dieta. Me he de pasar lo que me queda de embarazo (otra vez) a dieta, y eso que ahora yo había encontrado en el chocolate la fuente de energía para el embarazo ;).

En fin, la parte buena es que el chiquitín está creciendo bien, en el medio de la clase me dijeron, ni demasiado peso ni por debajo de lo normal, y eso me encanta, y lo otro, es que ya queda menos para verle la carita.

¿Alguien más por aquí que se le este haciendo cuesta arriba el embarazo?

la foto 2

De buena esperanza, de nuevo

¡¡Hola de nuevo!!

Y es que llevo muchísimo tiempo sin publicar, siempre pendiente desde la sombra.

Creo que la presión de ser madre primeriza pudo conmigo, no me sentía del todo preparada para continuar con el blog, el sueño y el agotamiento me vencieron.

Captura de pantalla 2015-04-07 a las 22.59.08

Eso fue lo primero, hubo otro intento frustrado de volver, pero… tachaaaaan, una pequeña semillita crece dentro de mi, y esta me agotó de tal manera que me he pasado casi 4 meses hecha un trapo. Ya sabéis, un sueño increíble, unas nauseas horrorosas y unos ascos que ni os cuento, en fin que todo se me hacía un mundo.

Suscribo lo que todas las madres múltiples han dicho siempre, como cambia un embarazo de otro.

En el primero, cuando estábamos esperando a la pequeña C, casi ni me enteré, cómo expresarlo…me encontré bien, quizá algún día estuve más cansada, pero nada que ver con lo de ahora, no tuve nauseas y lo vómitos me quedaron a años luz. Todo lo contrario de como he pasado estos 4 meses que llevo de embarazo, lo único que tienen en común es el hambre desmedida, aunque eso sí, me he vuelto muy selectiva, los olores me matan y le cojo manía a muchas cosas, aunque a las que no…me pongo las botas, para qué engañarnos.

Así que si voy a intentar seguir con el blog, ha sido algo que me llenó en su día, me gustaba mucho contaros por aquí mis experiencias, lo que sé y además enriquecerme con las vuestras.

Hasta pronto MAMIS 😛

Captura de pantalla 2015-04-07 a las 22.59.50